árbol

FIA - Thar

Siempre ha estado ahí, brindando su sombra, su refugio. Son tantos los que simplemente pasan por alto su presencia, pero por supuesto están los que no pueden ignorarlo. Quién diría que en este santuario de muerte está él, imponente y lleno de savia, nutrido del polvo que terminamos siendo todos algún día.

No pueden faltar las historias en torno a él. Particularmente la que más me gusta, es la que cuenta que ese árbol hace cientos de años era un joven hombre que perdió a su mujer, exactamente en ese lugar. De tanto esperar su regreso, inmóvil, terminó corvintiéndose en este que hoy vemos.

Sólo una tumba permanece bajo su sombra, es la de una niña que murió a los 5 días de nacida. Que por alguna razón es la única que sus raíces no han destruido. Cientos de familas han intentado descansar bajo sus ramas, y una vez sepultado el difunto, basta con que de la noche y el piso retumbe con el crujido de la madera quebrandose.

Los domingos y en especial los días festivos, esos en los que la gente viene en grandes cantidades. Son las mascotas y los niños los que se acercan a él. Desde su copa se puede ver el mar, y eso hace que los niños se aventuren a casi diez pisos sobre el suelo para apreciar la maravilla. Mientras resuenan en medio del silencio las voces de sus madres, que insisten “bajate de ahí, sino vas a ver”

Pero el mejor de todos los momentos es después de las cinco, cuando se cierran los portones, y llegan los que nunca se fueron y se acercan al árbol a esperar a las mujeres, que en algún lugar abandonaron.

Un comentario en “árbol”

  1. Los árboles del cementerio… Frente a la tumba familiar, en Montjuich, hay un gran pino mediterráneo.Desde ahí se divisa el puerto de Barcelona, que siempre me ha llamdo la atención porque no se percibe en absoluto bullicioso, como cuando estás cerca.
    Tomar distancia…meterse en uno mismo… es un ejercicio que deberíamos hacer con frecuencia para redimensionar personas, situaciones. Objetivar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *